Todo mal

Por la sexta fecha del torneo, Central perdió 3 a 2 frente a Estudiantes en cancha de Quilmes y dejó muchas dudas de cara al partido lugareño. El equipo de Coudet cometió graves errores individuales que lo dejaron con las manos vacías. Lo Celso fue expulsado y se lesionó Montoya. ¡Ay Central!

FLOJO. Salazar no cumplió un buen partido como todo Central.

FLOJO. Salazar no cumplió un buen partido como todo Central.

Desde el arranque, el Canalla se plantó bien frente al puntero. Con buena circulación de pelota e intentando lastimar por las bandas. Así consiguió la ventaja con un tiro de Walter Montoya desde afuera del área, una vez más.

Pero la alegría le duró poco. Cuando controlaba el partido, un mal cálculo de Sosa le regaló el empate al local. Y minutos después, Camacho entregó una pelota increíble al rival con todo el equipo saliendo que luego terminó en penal. Así, el Pincha dió vuelta el marcador sin hacer ningún esfuerzo. Todo por errores propios del conjunto Auriazul.

A partir de ahí, Rosario Central se desmoronó. Más allá del empate transitorio de Ruben en el arranque del complemento, le faltó aplomo para reacomodarse en la cancha y dejó la sensación de un equipo muy nervioso. Además, Giovani Lo Celso se hizo expulsar tóntamente yendo a buscar con vehemencia al adversario cuando ya estaba amonestado.

El equipo de Coudet, dio un paso atrás en el rendimiento y perdió muchos soldados para enfrentar el domingo a los pechos en el Gigante. Sabemos que la historia pesa y ellos tienen pánico cuando ven nuestra camiseta. Pero que hay trabajar en lo futbolístico para no volver a cometer errores infantiles y no justificar la derrota por los fallos arbitrales.

Compartí esta nota!

COMENTARIOS